Cómo Vivir Mejor la Cuaresma




Hoy iniciamos con toda la Iglesia el camino de preparación para celebrar la Pascua. A semejanza de Jesús, que pasó 40 días en oración y ayuno para vencer las tentaciones del demonio (Marcos 1, 12-13; Mateo 4, 1-2), nosotros queremos llegar a la fiesta de la Resurrección con un corazón limpio.


Para lograrlo, te propongo algunas ideas concretas para vivir mejor la Cuaresma:


  • Meditar la Pasión de Jesucristo: Recomiendo todos los días leer un poco y con atención las escenas de la Pasión. Sólo es necesario tener una Biblia, los capítulos son los siguientes: Mateo 26-27; Marcos 14-15; Lucas 22-23; Juan 13-19. Ayuda mucho anotar una frase de la Biblia que más me haya gustado y tenerla en mente durante el día.


  • Una mortificación corporal: Así como Nuestro Señor ayunó, nosotros podemos ofrecer alguna privación. Puede ser no ingerir algún tipo de alimento o bebida. La idea es ejercitar nuestra fueza de voluntad para estar más dispuestos para el bien. Conviene recordar que la Iglesia manda la abstinencia de carne todos los viernes de Cuaresma y el ayuno el Miércoles de Ceniza y el Viernes Santo, pero esto es lo mínimo. La idea es ser generosos.


  • Obras de misericordia: En el juicio final Nuestro Señor Jesucristo separará a los seres humanos en dos grupos dependiendo si le asistieron: dándole de comer y beber, dándole hospedaje, vistiéndole cuando estaba desnudo y visitándole cuando estuvo enfermo y en la cárcel (Mateo 25, 31-46). La Cuaresma es buena oportunidad de compartir de nuestro pan, de nuestras cosas y de nuestro tiempo con aquellos que más lo necesitan.


  • Apoyarse con un amigo: Podemos buscar a una persona que nos ayude con nuestros propósitos cuaresmales. Quizá se pueden poner de acuerdo para un día a la semana platicar qué se meditó en el Evangelio, o si pudimos lograr nuestra mortificación. Se puede en grupo visitar algunos enfermos de la comunidad o llevar comida a algún hospital. Apoyorse en otros también nos ayuda para evitar tentaciones.


Espero que estos consejos te puedan ayudar. Te encomiendo en mi oración para que el Señor te conceda vivir santamente estos días especiales de preparación.




El Padre Juan Pedro Alanís Marroquín nació en Monterrey. Es especialista en Teología Dogmática por la Universidad Pontificia de México. Fue ordenado presbítero el 15 de agosto de 2007 y ha sido Vicario Parroquial en la Basílica de Guadalupe, la Natividad del Señor y la Ascención del Señor.

Conoce a nuestro Equipo

Somos una comunidad de

Mujeres Católicas en diferentes etapas de la vida.

  • Watercolour-Instagram
  • Watercolour-Facebook
Recomendamos:
Lo Más Reciente
Búsqueda por palabras clave